martes, 27 de abril de 2010

La vie en rose

flores de roca

Jacobo era un gentleman. Su porte, su forma de vestir, su educación esmerada con todo el mundo y sus maneras, así dejaban constancia. Un pedazo de señor de los piés a la cabeza y no sólo por la edad tan respetable que ya tenía. El acuerdo era unánime. No había ni una sola persona que le conociese que pensara lo contrario. 

Mateo, en cambio, era un auténtico desastre. Guapo de anuncio, eso sí, pero por su aspecto desaliñado, nada más lejos de parecer un señor. Los vaqueros siempre desgastados y con algún roto que otro, las camisetas por fuera, el pelo rubio alborotado y díscolo. Más bien parecía un surfista a punto de desnudarse y lanzarse al mar.

Dos polos opuestos.
Pero dos no discuten si uno no quiere.

Así que una tarde, Jacobo, abogado matrimonialista, se tropezó en la puerta de la cafetería con Mateo, que en la actualidad estaba realizando el MIR. ¡Y que tropezón! Mateo recibió un golpe tan fuerte en el estómago, con el maletín de Jacobo, que casi le hizo perder el conocimiento.

Y entre disculpas y más disculpas, en vez de abandonar el local, como en principio iban a hacer los dos, entraron de nuevo a tomarse un café para que Mateo se repusiera del susto y del choque.

Después de la primera media hora, ambos sentían (aunque ninguno de los dos le dijo nada al otro) como si se conocieran de toda la vida. En el clima tan agradable que estaban compartiendo, no resultó difícil que llegasen las primeras confidencias. Las segundas llegaron de camino a casa de Jacobo. Y las terceras los alcanzaron por sorpresa en el garaje del chalet adosado.

La madurez de Jacobo entró en el cuerpo joven de Mateo con una pasión impropia del primero e imperiosa del segundo. De cara a la pared, sus movimientos acompasados y apremiantes, apenas si les dejaban tiempo para respirar. Sus manos, superpuestas, subían y bajaban como almas que llevara el diablo.

Explotaron como dos bombas lapa; Jacobo, con un grito ahogado y elegante y Mateo, con una sonora carcajada y un joder, con doble exclamación.

Una flor

Se terminaron de quitar la ropa y mientras se dirigían hacia la ducha, Jacobo interrogó dulcemente a Mateo:

- ¿Te quieres quedar a cenar?
- ¿Te apetece que lo haga o lo dices sólo por cortesía?
- Me gustaría que te quedaras a cenar, Mateo, y también a dormir. Hace mucho que no sentía algo así. Es más, si hago memoria, creo que nunca ha sentido algo así.
- A mí también me gustaría quedarme a las dos cosas.
- ¡Eres tan joven!
- ¡Y tú tan gentleman!
- ¡Como vuelvas a decir eso...!
- Es verdad, dijo Mateo, riéndose de nuevo, con la misma carcajada de antes.
- Toma, aquí tienes tu toalla.
- ¡Que bien huele!
- Venga, déjate de tonterías y entra en la ducha.
- De eso nada, los caballeros primero.
- ¡Imbécil! 

(Risas)

30 comentarios:

guillermo elt dijo...

Buenasssssss

Bonita historia.

Y la tuya?... la de "caminante, no hay camino, sino reposo y reposar", digo.

Besicos y, me alegro un montón.

Vir dijo...

Hola! Como sigo las entradas de Miguel me ha llegado el comentario en el que le pides que te lea y bueno, como buena cotilla que soy lo he leído yo también y me parece muy divertido.
Yo no les conozco eh pero precisamente me imagino a Miguel como un gentelman y a Pau como un descamisado, cosas mías. Un saludo!!

TORO SALVAJE dijo...

Pues nada, que lo disfruten.

Besos.

d2 dijo...

Supongo que tiene que haber una palabra que signifique mucho más que real, en cuanto la encuentre te la pongo. No es que sea real, es lo siguiente y me sorprende. No es normal, manejas los tiempos y los diálogos perfectamente. Cualquier hetero al escribir una historia nuestra necesita mas historia, más palabras, mas significados. Te ha salido clavada. Me encanta. No fue exactamente así, pero muy bien pudo serlo. Gracias, muchas, muchas gracias d2

T.M. dijo...

A veces sucede...que la vida cambia de color en pocos minutos, qué bonito!
saludos.

Chousa da Alcandra dijo...

Din que os polos atráense, non si?; pois parece que, según a túa historia confírmase a regla.

E para ser a primeira cita, 2 no garaxe...non crees que te pasarías un chisco?
Si, si, dous. Un que tan ben nos contas e maila exclamación de Mateo...

Un bico para ti, e saúdos para Mateo e Xacobe.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

¿Cuánto tiempo hace que no siento amor a primera vista?

Cele dijo...

En cualquier parte surge el amor, la pasión aunque sea a maletín limpio.
Bonita historia, con su toque de humor y todo.
Un abrazo amiga

Belén dijo...

Una historia de amor muy atípica, pero hermosa :)

Besicos

Andrea dijo...

Que historia tan original! Pero muy romántica, no hay duda. :)
Un beso!

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

Amor a primera vista...yo anduve ciego mucho tiempo...besos

vazquez74 dijo...

Una historia muy bien contada, nada sorprendente en los tiempos de libertad que vivimos, por fortuna.
Un abrazo.

galicia maravillas dijo...

Cuando vi en el blogger que habías actualizado, y al leer el título y el nombre de la foto, se me pasó por la cabeza el perfume eau de rochas, aunque ya luego la historia es sobre todo, original y sencilla a la vez, con sus-tus detalles, que la hacen mejor:) ojalá encuentre Core un hogar:))) un besoteeee:))

iliamehoy dijo...

Me encanta esa primavera, que explota descarada, como si fuera la primera. Fuego, risas, vida a borbotones...
Sea.
Una sonrisa

Pau dijo...

Gracias.

Es dificil contarte hoy lo que siento al leerte

Es precioso

Un abrazo inmenso.
Biquiños

Zeltia dijo...

a historia dun encontro erótico-festivo moi ben contada.
a atracción que con esa intensidade de sacudida sísmica só se produce con determinadas persoas, non con calquera é que fai que se folle como dios manda!!
ainda que un/unha sexa ateo/a)
:-)

d2 dijo...

No sabía donde tocaba comentarte, lo haré por partes

No pienso temblar, me encantó, nos encantó.
De todo lo que más me sorprendió fue que lo escribes como si fueras homo, y no lo digo por diferencias entre la pasión amor entre homos y heteros, no, no es eso. Lo digo por los tiempos, una aventura entre dos hombres puede durar eso y menos. Lo normal, cuando un hetero se monta una historia entre dos tios le da los tiempos de las relaciones heteros, normalmente,(y digo normalmente reconociendo que cientos y cientos de aventuras entre heteros tienen algunos tiempos muy cortos) mucho más largos.
Si querías escribir bajo distintos registros, lo has conseguido y con nota. No deja de sorprenderme tu imaginación, es asombrosa.
Gracias

xenevra dijo...

Pois xa cho dixeron case todo. Preciosa conxunción de texto, música e imaxe. Sempre medran as rosas, nas fendeduras das rochas, nas portas que se abren, na vida que se che ofrece a eito, sen contención.
Un saúdo afogado desta calor...

jg riobò dijo...

Dejarse llevar...

Juanjo dijo...

El amor consigue que liguen los ingredientes más diferentes.

Un relato muy tierno.

Besos.

Carlos dijo...

El amor muchas veces es un estiletazo que nos malhiere el alma; paradógicamente esas heridas, resucitan.

Leí esto y me acordé de la peli, "solo un hombre", a propósito de esto te había dejado un comentario en ,mi último post.

Un besote.

paideleo dijo...

Simpático texto !.

Silvia dijo...

ay, yo también espero ese amor a primera vista y esa pasión desenfrenada. El amor es así de imprevisible. Biquiños

beker dijo...

Los más intensos sentimientos son los que se encuentran, no los que se buscan. Una historia muy bien construida. Besos

Chela dijo...

Quisiera ser capaz de hacer un relato con la calidad que lo has hecho tú. Breve y rotundo, y sobre todo, convincente.¡Fenomenal!

Un abrazo.

Myr dijo...

Qué bueno cuando llega el amor (a cualquier vista)

eva dijo...

yo quiero esooo

fonsilleda dijo...

Los describes tan bien que, francamente, me hubiera apetecido conocerlos.
Bicos.

Maca dijo...

A veces sobran las palabras ,ya sabes ...A buenos entendedores....
Me encanta la forma tán dulce que tienes de escribir historias.
Biquiños

Aldabra dijo...

Muchísimas gracias a todos por vuestros comentarios. Es una alegría saber que os ha gustado el relato.

biquiños,