domingo, 15 de junio de 2008

Insomnio





No tengo tiempo. No tengo tiempo para nada. Ni para quererlo como me gustaría. Antes de los niños era muy diferente. Tenía tiempo para la peluquería, la cera, la manicura… Para ir de tiendas y encontrar esas pequeñas gangas que nos hacían tan felices. Porque siempre pensaba en él. En lo que le gustaría verme con una ropa u otras. Me encantaba ver su cara mientras lucía los conjuntos por el pasillo como si fuese una modelo de pasarela. Era divertido ¡Como nos reíamos entonces! Ahora también nos reímos alguna vez. Pero es que no hay casi ni tiempo. Los pañales, el biberón, las papillas, el baño, los malos sueños… ¡Es todo complicado! Al final del día no quedan ganas para nada. Y la verdad es que me sigue gustando. Me gusta mucho. Y hay días en que lo deseo como antes. Y pienso en encontrar ese momento que nos permita estar juntos, abrazados, olvidándonos de todo. Pero es que parece que los niños tengan un radar. Justo cuando estamos en lo mejor de la película ¡zas! Y mis padres ya están mayores para cuidarlos. Si no… si no se los dejaríamos más a menudo. Porque necesitamos tener tiempo para querernos. Tengo miedo de perderlo por falta de tiempo. Sería una estupidez. Tendría que encontrar otro trabajo que me permitiese tener la tarde libre. Es que estos horarios de comercio son inhumanos. Anti-amor. Sábados. Domingos. Festivos. A veces siento que no merece la pena el esfuerzo. Estoy perdiéndome la infancia de los niños. Pero con los niños se escurre el dinero. Y él, pobre, pone todo de su parte. Nunca creí que al final resultase tan buen amo de casa. Tiene mucha paciencia con los niños ¡Y lo bien que prepara la lasaña!... Uhmmm!, sólo de pensarlo se me hace la boca agua. Y para colmo hoy este insomnio. Mañana tendré una cara espantosa. Esta temporada es que me veo horrible. No me extrañaría que dejara de gustarle. He adelgazado. Antes iba al solarium y tenía siempre un bonito color de piel. Y ahora, tan blanca y con esas ojeras que se me ponen siempre cuando no duermo… ¡Mierda!... Voy a despertarlo. Quiero decirle que tenemos que buscar tiempo. Que lo quiero mucho. Que pronto crecerán. Y que todo volverá a ser como antes. Voy a encender la luz.

- Cariño, cariño. Necesito decirte algo
- ¿Qué pasa? ¿Lloran los niños?
- No. Es que quería decirte que…
- Chssst! Ven, abrázate a mí y duerme
- Es importante que te lo diga
- Sé lo que me vas a decir
- Ya sabes que me da mucha rabia que me digas eso. Parece que te lo sabes todo.
- Si es que ya son muchos años, mujer. No te enfades
- Vale ¿y qué quería decirte? A ver, listo.
- Pues que me quieres como antes, como siempre. Que piensas que ya no me gustas porque tienes ojeras algunas mañanas, que no te deseo porque has cambiado…
- Te odio
- Me gusta verte enfadada como una niña pequeña.
- Te odio
- Anda, ven, duérmete. No pienses. Tan sólo queda una hora para que suene el despertador
- ¿Me quieres?
- ¡Que tonta eres!




19 comentarios:

Anónimo dijo...

para mi, has hecho la MEJOR definicion del amor. ojala dure¡¡
gracias por dar palabras a mi pensamiento.

Carlos dijo...

Ah, esa es la diferencia entre el hombre y la mujer, mientras ustedes se desvelan, dudando, nosotros dormimos y soñamos que las queremos más que nunca. :)

Shhh; duérmete. :)

Beso de buenas noches.

TOROSALVAJE dijo...

Real como la vida misma.

Besos.

Belén dijo...

jajajjajaja!!!! vaya golazo que ha metido el señor si señor! jajajajajajjajajajajaj

Me ha encantado!

Besicos

aunqueyonoescriba dijo...

que encanto de hombre!!

guillermo elt dijo...

Vaya, vosotras hablando y nosotros callando, el resultado de la ecuación es el mismo... Pero sí, aunque a veces no sea necesario hablar para decir "Te Quiero", es necesario decirlo de vez en cuando... más de "vez" que de "cuando"... jejeje, que para eso tenemos el aparato fonador y los rádares a los lados de la cabeza... jejejejeje. Y porque un "Te Quiero" a su tiempo, es un regalo, ya sea la clase de amor que sea.

Bueno,
y ahora,
en mi amistad hacia tí,
no puedo por menos,
que regalarte
un "te quiero"

Besicos, empollona... jejejejejeje

Abedugu dijo...

No se si es un hecho real o sólo un relato, pero muestra lo que es verdaderamente amor. Tiempo, eso si que nos hace falta a todos para disfrutar de la convivencia con los seres queridos.
Un saludo

Isaac González Toribio dijo...

Me temo que los hombres salimos demasiado bien parados en tu relato. En la realidad solemos ser menos sutiles. Bicos

d2 dijo...

Me ha encantado. Gracias. Tu sabes.

Elbereth dijo...

¡Qué dulce y tierno! Me ha hecho sonreír, y a la vez un nudo en la garganta. Hermoso.

Creo que ese insomnio tuvo su recompensa, seguro que después pudo dormir profundamente, y con una sonrisa en los labios.

La canción...¡me trae tantos recuerdos! Muchas gracias. Ay que vieja soy..jajajajja

¿Qué tal fue el exámen? Voy a leer por ahí abajo, por si me lo he perdido.

Un fuerte abrazo.

Elbereth dijo...

Un 8.4 felicidades!!

jg riobò dijo...

Así pasa esta vida en la sociedad consumista.
Me gusta como escribes.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

A veces hay que abrazar, a veces hay que escuchar, a veces hay que oír. ¿Cuánto tiempo hace de todo?

Wycherly dijo...

Ahhhhh !!!!!

Me encanto, abra cadabra si que sabes hacer magia!

Abrazo!

josé javier dijo...

Al principio los maridos necesitábamos que os cuidárais, os mantuviérais guapas, que tuviéramos momentos especialmente románticos... porque se estaba forjando el amor.
Después, el Amor(con mayúsculas, el verdadero) que creció y maduró, hace superar todos los malos momentos, las ojeras, los kilos de más, la falta de tiempo, etc...
Así que disfruta del Amor con los pequeños placeres de la vida cotidiana y no sufras, Él te quiere.
J.J.

Aldabra dijo...

Anónimo 1: me alegra coincidir con tu forma de pensar.

Carlos: tal vez tengas razón, ustedes son más prácticos.... je je je

Torosalvaje: sí, creo que es real... ¿o no?.

Belén: intuición masculina... ellos no iban a ser menos.

Aunqueyonoescriba: sí que es un encanto, sí.

Guiller: yo también te quiero pero como me vuelvas a llamar empollona te vas a enterar.

Abedugu: el tiempo es un bien muy preciado en la vida actual... ¡que pena!

Isaac: de todo hay en la viña del señor y yo encontré a Congo.

d2: no sé si sé o no sé nada... pero intento recrear otras vidas lo mejor que sé.

Elbereth: ¿por qué un nudo en la garganta?...

me alegra de que te gustase la canción...a mí me encanta y por eso quise compartirla con vosotras.

gracias por tu felicitación.

Jg riobó: escribo tal como siento, lo haya vivido o no. Creo en lo que dice ese relato, en que es necesario buscar tiempo para quererse, dejar todo lo demás y dedicar un tiempo a la pareja porque sino no hay Amor que resista.

Pedro: te escucho (te leo), te oigo (te leo entre líneas), te abrazo (virtualmente)... sé que no es mucho pero es todo lo que puedo darte para que no sientas nostalgia porque creo que es eso lo que has sentido... nostalgia por algo vivido o nostalgia por lo que quieres vivir.

Wych: Abra cadabra... que se haga realidad.

J.J.: ya lo he comentado con jg riobó, creo que el Amor hay que cuidarlo, todos los días porque sino termina por morirse.

bicos a todos
Aldabra

sky-walkyria dijo...

que cosas!,
una da vueltas a esa sensacion que da vueltas,
y necesitas compartirla,
y cuando crees que has encontrado la manera,
resulta que a él le da igual,

o no

me encantó tu sitio

by Alex dijo...

Y tú eres...
LA
MAS
PRECIOSA
DE
LAS
PRIMAS.....TE QUIERO

Hoy no tengo tiempo para leerte...
Mañana,paso con mas tiempo por tu casa...
Felices sueños....y muchos besos.

Juanjo dijo...

Precioso. ¿No habrás cambiado los papeles por casualidad?